*

mujerHoy

Adelgazar sabiendo

El blog de Marisol Guisasola

El Yoga dinámico cada vez es más popular

Yoga de la risa, para estar más guapa, más feliz y más en forma en Navidad

El ‘laughter yoga’ o yoga de la risa, que combina respiración profunda y ejercicios pensados para provocar risa, se basa en ese principio. No hacen falta aparatos ni pastillas; solo un buen coach que sepa conducir la tanda de carcajadas. Las sesiones son en grupo y suelen durar unos diez minutos.  

Dos puntos importantes: hay que mantener contacto visual y recuperar aquella forma infantil y desinhibida de reír que perdemos de adultos por “razones sociales”. Los efectos van más allá de un bienestar efímero y de quemar más calorías que estando seria (unas 40 en 10 minutos de risas). Hay estudios que indican que apenas diez minutos de laughter yoga equivalen a media hora de plank, esos duros ejercicios de suelo para fortalecer los músculos del vientre.  

Estos son otros efectos comprobados de ese tipo de yoga:

– Reduce los niveles de cortisol (hormona del estrés), ayuda a controlar la tensión arterial y mejora la respuesta inmunitaria.  

– Aumenta la capacidad pulmonar y mejora la circulación, lo que significa aportar más oxígeno a las células (¡sus fans juran que rejuvenece!).

– Mejora la capacidad de concentración y reduce la ansiedad.  

Si, por falta de tiempo o la razón que sea, no puedes apuntarte a sesiones de laughter yoga, un nuevo estudio de la Universidad de Osaka (Japón) propone ir a ver películas cómicas o incluso leer chistes o libros cómicos . Como explican los expertos japoneses, “cuando te ríes de forma relajada, te sientes mejor contigo mismo y respondes mejor a las situaciones estresantes del día a día. El efecto es como el de una piedra que arrojamos al agua: se difunde en círculos por todo el organismo”.

|

Comentarios

Horóscopo