*

mujerHoy

Beauty-click

El blog de Stefanie Milla

Labios con más volumen sin pinchazos

Sin agujas: seis trucos para unos labios con más volumen.  Y sí, funcionan. De verdad.

Vale. Sí. Que ya sabemos todas que para lucir morritos XXL la opción más fácil (que no siempre la más recomendable) es recurrir a las infiltraciones, pero… queremos dar más opciones menos agresivas y más fáciles al alcance de todo, todo, todo el mundo.

– Hidratar, hidratar e hidratar.

Tener uno (o cuatro) bálsamos de labios siempre a mano hacen auténticos milagros. La razón es sencilla: la hidratación hace que que todo esté más jugoso y terso y, por tanto, con más volumen.

9 bálsamos hidratantes para los labios

– No reserves el bálsamo sólo para dar suavidad.

Úsalo como base antes de maquillar la boca. Te sorprenderá el efecto volumizador: basta con aplicarlo, dejarlo penetrar cinco minutos y luego aplicar el color deseado.

Bálsamo de labios Lip Juicer de The Body Shop

¿Te gustan los bálsamos con sabor? Este Lip Juicer de The Body Shop tiene sabor a sandía. Y no, no se come… (9 €)

– El ácido hialurónico es perfecto para aplicar en torno a los labios.

¡Especialmente si ya asoman algunas arruguitas del código de barras! Esta molécula capta agua, por lo que rellena esas finas líneas. Los sérums con ácido hialurónico puro son la mejor opción para conseguir este efecto – y en mujerhoy.com ya te mostramos algunos de los mejores.

Supradosis de Orlane

Las Supradosis de Orlane se pueden mezclar con el tratamiento habitual o aplicar solas, como puede hacerse con este ácido hialurónico. (39 €).

– Recupera el delineador de labios.

Es cierto que su (mal) uso en los 90 le ha dado mala fama, pero… sinceramente, es extremadamente valioso para redibujar la boca. El secreto es hacerlo bien con un tono idéntico al de los labios (siempre cuesta un poquito encontrar ese color perfecto, pero una vez se haya, es un auténtico regalo, ¡de verdad!) o exactamente igual al del labial. Y, cómo no, limitarse a delinear sólo ligeramente por fuera de la línea natural del labio: el secreto está en la medida. Si esa línea está exageradamente marcada o es muy visible, pierde efectividad.

– ¿Quieres llevar los labios al natural – y que a la vez se vean más grandes?

El efecto “boca mordida” es idóneo para crear “morritos” sin perder naturalidad. El truco pasa por usar un color rojo o burdeos (de aspecto oscuro en la barra, pero que cuando se aplican en capa ultrafina dan ese aspecto de boca mordida que buscamos), muy ligero, y aplicarlo con el dedo desde el interior del labio hacia el exterior, dejando los bordes difuminados y extendiendo el color un poco por fuera del borde natural. La meta es imitar el aspecto que queda tras apretar un labio fuertemente contra el otro.

Labios con efecto mordido

El efecto “boca mordida” crea unos labios más generosos sin que parezcan maquillados en exceso.

– Exfolia los labios regularmente

Este gesto, tan fácil de realizar con un cepillo de dientes viejo, o incluso con la esquina de una toalla, alisa la piel de los labios, y de esta forma, refleja mejor la luz. (y sí, por tanto, se ven más grandes).


Además…

 

|

Comentarios