mujerHoy

Adelgazar sabiendo

El blog de Marisol Guisasola

Paisaje de la Isla de Pascua

El elixir de juventud de la Isla de Pascua

¿Por qué las mujeres vivimos más años? ¿Funcionan las píldoras antiaging? ¿Podemos evitar las arrugas? Encontrarás respuestas a esas y otras preguntas en el nuevo libro ‘La Ciencia de la Larga Vida’ (Ed. Planeta), que se podría resumir con el subtítulo “Todo lo que debes saber para vivir más años, más joven”. Lo firma Valentín Fuster, director del Centro Nacional de Investigaciones Cardiovasculares (CNIO) y Premio Príncipe de Asturias de Investigación. Lo ha escrito junto al periodista de Josep Corbella, con el que ya había publicado ‘La ciencia de la Salud y La Cocina de la Salud’ (éste, con el chef Ferrán Adríá).

De entre las historias jugosas que cuenta, releo la de la rapamicina, una de las sustancias que más se estudia hoy como posible “elixir de juventud”. Se llama así porque se obtiene de una bacteria descubierta por un microbiólogo canadiense en el suelo de Rapa Nui, nombre polinésico de la Isla de Pascua, la de las enigmáticas estatuas. Eso fue en 1972, y hoy se emplea para recubrir stents coronarios (lo que evita que las arterias se vuelvan a obstruir), prevenir el rechazo de órganos trasplantados, y hasta para tratar una rara enfermedad pulmonar. Que prolonga la vida se ha visto en diferentes estudios con animales, desde moscas de la fruta a ratones y perros. Incluso se ha comprobado que mejora la capacidad intelectual y otros procesos del envejecimiento en humanos.

Ahora parece que la pega principal de la rapamicina como sustancia antiaging -que esa capacidad inmunosupresora que le permite prevenir el rechazo de órganos podría abrir la puerta a infecciones e incluso a tumores- está siendo “domesticada” por la ciencia, lo que despeja el camino a esa píldora de la juventud tantas veces anunciada. Mientras llega, me quedo con estas 7 perlas “antiedad” que cita Fuster en su libro y que son realidades como templos.

  • 1. La edad cronológica es solo una cifra.
  • 2. La obesidad, el sedentarismo, el tabaquismo, el estrés… aceleran el envejecimiento.
  • 3. Encuentra tu propio ikigai, “motivación para levantarte cada mañana” en japonés. Tener un objetivo en la vida reduce el estrés, aumenta el bienestar y da sensación de control.
  • 4. Tanto el exceso como las carencias son perjudiciales. Sigue una dieta variada, rica en vegetales, sin abusar de carnes rojas ni alimentos procesados.
  • 5. Si quieres un cerebro en forma, manténte en forma.
  • 6. No te aísles. El contacto con otros favorece la longevidad.
  • 7. El bienestar aumenta a partir de los 50 años. Si te cuidas, tendrás más probabilidades de disfrutar de una vida larga y con calidad.

La ciencia de la larga vida, de Valentín Fuster y Josep Corbella

OTROS POST QUE TE INTERESAN:

|

Comentarios