mujerHoy

Adelgazar sabiendo

El blog de Marisol Guisasola

Los efectos del estrés sobre la mente y el cuerpo

Kilos de más y otros efectos del estrés

Aunque no lo creas, mucha gente no sabe que el estrés favorece los kilos de más y, menos aún, que genera otros trastornos. Esta es una lista de efectos asociados al estrés y por qué ocurren.

Obesidad. Cuando estás estresada, tu cuerpo libera cortisol, hormona que reduce la capacidad para procesar el azúcar y, en definitiva, cambia la forma en que metabolizas los alimentos…por supuesto, en tu contra! Como, además, el estrés suele animar a buscar alivio en los dulces y carbohidratos refinados (¡un consuelo traicionero!), ya tienes las papeletas para el aumento de peso.

Erupciones cutáneas, como bultitos rojos y sarpullidos. ¿Por qué? Porque el sistema inmunitario se debilita con el estrés y la piel se irrita con productos que antes no te causaban ningún problema, como jabones, cremas, geles, detergentes…

Dolores de cabeza. Pueden deberse a cambios que el estrés produce en los nervios y vasos sanguíneos o por aumento de tensión muscular en la cabeza. Si ya eres migrañosa lo sabes bien: el estrés puede desencadenar los ataques o bien empeorarlos.

Náuseas y acidez. El tracto digestivo tiene relación directa con el estrés. Además de aumentar la producción de ácidos estomacales, es causa frecuente de gases, hinchazón, estreñimiento y/o diarrea .

Inmunosupresión. El estrés reduce la respuesta immune frente a agentes causantes de enfermedad. Herpes labiales y resfriados son consecuencias comunes.

Acné. Con estrés, el cuerpo produce más hormonas como el cortisol, lo que hace que las glándulas cutáneas liberen más grasa. Junto con el polvo y las células muertas de la piel, ese exceso de grasa queda atrapado en los folículos pilosos, generando acné… aunque ya no seas adolescente.

Falta de concentración. El exceso de cortisol afecta negativamente a la capacidad de concentración y la memoria y favorece la ansiedad, la depresión y los ataques de pánico.

Alopecia. Cuándo estás estresada, más folículos pilosos entran en “fase de descanso”, lo que se reflejará en una mayor caída de pelo varias semanas después. Como también hace que el sistema inmune ataque a los folículos pilosos, la caída es aún más probable.

¿Qué puedo hacer si tengo estrés?

  • · Si buscas alivio en la comida, toma un puñado de frutos secos con una manzana, una pera, un trozo de piña… La proteína y fibra vegetal que contienen te calmará el apetito mientras mejoras tu salud intestinal y general.
  • · Para reducir el estrés y la ansiedad, prueba con la respiración profunda, el yoga, el mindfulness, las caminatas al aire libre, el baile… También son de ayuda las infusiones calmantes, como las de manzanilla, melisa, valeriana, pasiflora…

Alimentos que ayudan a dormir bien

Otros temas de Adelgazar sabiendo

|

Comentarios