mujerHoy

Adelgazar sabiendo

El blog de Marisol Guisasola

Ashwagandha

Ashwagandha, la planta que huele a caballo pero combate el estrés

Ashva significa caballo en sánscrito, y ashwagandha (Withania Somnifera) se refiere al olor a caballo que desprende esta planta. Por mucho que huela a caballo, los humanos de La India llevan miles de años empleándola para montones de problemas de salud. Por algo la medicina ayurvédica la considera rasayana (rejuvenecedora) y la emplea para la ansiedad, el estrés, el insomnio, la pérdida de memoria, el cansancio, el estreñimiento, la artrosis o la diabetes.

El eco ha llegado a Occidente, donde la ashwagandha se vende ahora como planta adaptógena. Se llaman así las que ayudan a combatir los efectos del estrés oxidativo y a mejorar el rendimiento mental y físico. ¿Qué hay de verdad en todo ello?, es la pregunta que me he hecho y que te estarás haciendo tú. He revisado la literatura científica y he visto que algunos estudios pequeños le conceden estos beneficios:

1. Reduce la ansiedad.

2. Aumenta los niveles de energía.

3. Tiene efectos antimicrobianos y mejora la función inmunitaria (del sistema de defensas del organismo).

4. Reduce los niveles de cortisol (hormona del estrés) y favorece la pérdida de peso.

5. Aumenta la masa muscular y la fuerza.

6. Ayuda a reducir los niveles de azúcar en sangre.

7. Alivia el dolor y la inflamación de la osteoartritis (artrosis).

8. Mejora los niveles de testosterona y la fertilidad masculina.

9. Reduce los niveles de triglicéridos y de colesterol LDL (el ‘malo’).

10. Previene la oxidación asociada al envejecimiento.

11. Puede ayudar a frenar el crecimiento de tumores de mama, pulmón, riñón y próstata.

12. Ayuda a mejorar la memoria.

“La ciencia no puede ignorar esas evidencias y creemos que son necesarios estudios más amplios que investiguen esos beneficios potenciales”, declaran expertos del Instituto de Ciencias Médicas All India de Nueva Delhi, que han estudiado diversas propiedades de la ashwagandha.

Por si ya estás pensando en tomar suplementos de esa planta, te paso 4 advertencias importantes:

1. Están contraindicados en embarazadas, lactantes, menores de 12 años y personas con enfermedades autoinmunes.

2. Los expertos recomiendan adquirir los suplementos de ashwaganda en farmacias, parafarmacias o herboristerías de confianza y de marcas con garantías de seguridad.

3. La dosis diaria utilizada en los estudios citados fluctuaba entre los 125 mg y los 1.250 mg. Cuanto más alta, mayores los beneficios.

4. Los suplementos suelen contener unos 450 o 500 mg de raíz de la planta por cápsula. Se recomienda tomar 1 o 2 al día.


Otros post de Adelgazar Sabiendo

Cómo sobrevivir a las Fiestas sin engordar

¿Cómo afecta el tamaño de tus raciones a tu peso?

Zumo de patata cruda, lo último en bebidas sanas

|

Comentarios