mujerHoy

Adelgazar sabiendo

El blog de Marisol Guisasola

latas-conserva3

¿Son sanas las conservas?

Igual te has preguntado qué te pasaría si solo comieras conservas. ¿Estarías bien alimentada o no? He hablado con diferentes expertos y estas son las conclusiones:

– Las conservas se cierran a presión sometiéndolas a altas temperaturas con el alimento en su interior. ¿Problema? Que las altas temperaturas destruyen vitaminas solubles en agua (como la C y la B1) que el organismo no almacena, pero que tu piel, huesos, sistema nervioso y vasos sanguíneos necesitan. ¿Cómo las consigues? Tomando también frutas y ensaladas frescas.

Algunas conservas contienen más nutrientes que otras. Por ejemplo, las latas de pescados azules (sardinas, caballa, bonito, salmón…) te aportan los mejores omega-3, y los frascos de legumbres cocidas te aseguran proteína, fibra y minerales.

– Los fabricantes añaden sal y azúcares a muchas conservas para que resulten más sabrosas. Por ejemplo, las frutas en almíbar llevan muchísimo azúcar y las carnes, fiambres y verduras suelen tener un exceso de sal.

– Pues sí. Las frutas y verduras en conserva cuentan en el cómputo de las 5 al día. En concreto, 80 gramos de frutas y verduras en conserva (o congeladas) suponen una ración (los expertos aconsejan tomarlas al natural, sin azúcares ni sal añadidos).

latas-conserva4

Más cosas para tener en cuenta:
1.- No compres latas hinchadas, deterioradas o con golpes ni frascos con la tapa hinchada o que gotean. Desecha sin miramientos cualquier conserva que, al abrirla, huela o tenga un aspecto raro.

2.- Si no utilizas todo el contenido de una lata, conserva el resto en un recipiente de loza, porcelana o cristal, guárdalo en la nevera y utilízalo cuanto antes.

3.- Chequea la caducidad. Las latas con alimentos muy ácidos, como los tomates, la piña o los pepinillos, se conservan entre año y año y medio. Los menos ácidos, como las legumbres, pueden durar varios años.

4.- Latas y tapas de frascos en conserva van recubiertos de bisfenol A (BPA), disruptor endocrino que altera el equilibrio hormonal del organismo y que diferentes estudios han relacionado con un mayor riesgo de cáncer y otras enfermedades. Aunque el Organismo Europeo de Seguridad Alimentaria (EFSA) asegura que una exposición normal al BPA no supone riesgo para la salud, varios grupos de expertos ya estudian otras alternativas más seguras.

¿Sabías que…
la historia de las latas comenzó con Napoleón I? Ofreció 12.000 francos a quien inventara un método para alimentar al ejército sin que la comida se estropeara. El premio lo recibió Nicholas Appert en 1795, por conservar carne en botellas de vidrio que taponaba e introducía en agua hirviendo. El secreto llegó al Reino Unido y, en 1810, Peter Durand patentó las latas para conserva.


Otros post de Adelgazar Sabiendo

– ¿Sabías que el cerebro de las mujeres es 4 años más joven que el de los hombres?

– ¿Por qué el ejercicio que hiciste de niña mejora tu silueta hoy?

– Así envejece tu piel cuando estás estresada

 

|

Comentarios