mujerHoy

Total Beauty

El blog de Ana Parrilla

Bob y Lob: cortes de pelo tops

En cuestión de tendencias de peinado, nada da a entender que los cortes de pelo bajo la denominación Bob & Lob, vayan a ser destronados. De momento no ha aparecido ningún nuevo estilo que haya podido destronarlos. Así que, para la nueva temporada, ambos siguen ocupando los puestos más destacados del pódium de cortes que las mujeres solicitan a sus peluqueros.

Su enorme versatilidad, adaptabilidad y acabado favorecedor, han hecho que sigan vigentes en las cabezas de las “celebs” y las modelos que lo llevan en desfiles, shootings de moda y las alfombras rojas desde hace ya varias estaciones, quedando triunfadores tanto en los meses fríos como en los más cálidos. Solo la destreza y la imaginación de los peluqueros consiguen que cada uno de ellos presente un aspecto diferente.

Claro que todo depende de la materia prima, si hay más o menos rizo o algo de onda y cuerpo, así será el Bob o el Lob; pero todos ellos, por supuesto, dentro del estilo de peinados puramente “effortless chic“. Ya sea con acabado wavy, messy, shaggy, da igual, son denominaciones que van creciendo y con ellas se describe el peinado elegido para lucir el corte Bob o Lob.

Si eres seguidora de las celebrities por las redes, habrás notado que hay dos cortes de pelo que arrasan entre ellas. Algunas han pasado por las tijeras y se han cortado notablemente sus melenas largas. ¿Y que han elegido para hacerlo? Pues las más atrevidas se han pasado directamente al Bob y otras, más tímidas, han optado por el Lob. Incluso, hemos visto como algunas han hecho la travesía del Lob al Bob en cuestión de pocas semanas.

Del Bob al Lob o Viceversa

Si estás decidida a cortarte tu pelo XL ante el inicio de la nueva e inspiradora estación que es la Primavera, te vamos a explicar las diferencias entre los dos cortes más codiciados:

Bob: Deja al descubierto el cuello y la nuca, sin que su largo llegue a tocar la clavícula o los hombros. La versión más extendida de este haircut se caracteriza por estar cortado a una sola capa, sin flequillo y con raya en medio; pero actualmente se adapta a numerosas versiones. El corte asimétrico es menos popular, pero no por ello menos favorecedor, más largo por delante y corto por detrás.

Transición: La estilista Alma Luzón, predice que el corte clásico de Bob corto del 2017, sufrirá una transformación natural. “Será una melena más larga y revuelta para la primavera 2018”. Alma comenta que “Los cortes de pelo habrán crecido desde las formas cortas y severas del Bob tradicional y darán lugar a un estilo de Bob más sofisticado que se puede usar recto y elegante, o revuelto”. De modo que aparezca el “Shaggy Bob”, o melena enmarañada, una gran tendencia de pasarela. También asiente con la “versatilidad que puede tener un Bob más largo, es decir un Lob, afirmando que este corte “todavía puede retirarse y peinarse de muchas formas diferentes”. Hace un guiño a la época de los 70 con cortes disgregados y con flequillos deslumbrantes. www.almaluzon.com.

Lob: Solo les separa unos pocos centímetros, pero es una medida suficiente para lograr un resultado completamente diferente. El Lob llega a la altura de la clavícula y es un corte aún más versátil y con más posibilidades de acabado.

 

Alexa Chung, una de las mujeres más inspiradoras del momento, lleva un corte Lob con capas y peinado con raya en medio. El twist de ondas y puntas enmarañadas, son claves en este peinado. (Imagen L´Oréal Professionnel)

Para Eduardo Sánchez, Director de Maison Eduardo Sánchez el corte de pelo de moda del momento, el long bob, tiene estas características. “La frontera entre el Bob y el Lob la marca el propio nacimiento del cabello: en el momento en que el cabello está por debajo de su línea de crecimiento en la nuca, ya pasa a ser Lob. La diferencia no sólo está en el largo, sino, sobre todo, en la inclinación: el bob es más definido en nuca y laterales, y debe “abombarse” ligeramente en la parte de atrás, creando volumen. La nuca debe quedar corta, y, a la vez, elevada, pues se busca marcar ese volumen debajo de la coronilla.

En el Lob, en cambio, también se hace un corte ligeramente inclinado, pero el movimiento se marca a partir de la nuca”. A su experto entender, el corte Lob es muy adecuado en cabellos con algo de cuerpo y movimiento, explica: “Le sienta bien al pelo que tiene algo de “gesto”, aunque sea sólo un poco de onda muy abierta. Si el cabello es ultra liso o muy, muy rizado, es mejor buscar otro tipo de corte.

No conviene tampoco que sea un pelo muy fino y escaso, pues le faltaría cuerpo, ni muy voluminoso y con mucho cuerpo, en cuyo caso se abombaría en exceso”. Una de las grandes ventajas, según Sánchez es su escaso mantenimiento, “Al ser más largo que el clásico Bob no requiere estar tan pendiente del corte. Cada dos meses sería recomendable acudir al salón para retocar las puntas y recuperar la caída y la fluidez del estilo”.

bobo-lob1

También nos comenta los colores a los que mejor sienta este tipo de corte “Los tonos castaños y los rubios medios, como los rubios miel o dorados, resultan los más convenientes”. Y sugiere que le añadas unas mechas bicolor que aporten luz a las puntas y, de esta forma, le den movimiento y, sobre todo, realcen el volumen y la profundidad del corte. “Yo recomiendo técnicas tono sobre tono, para evitar el efecto raíz e imitar el efecto de la luz sobre el cabello”. Aunque las más arriesgadas pueden llegar a ponerse cualquier color, porque al Bob y al Lob le va ¡casi! todos.

Aquí vas a encontrar 12 peinados con corte Bob o Lob y descubrirás las claves que les han convertido en los favoritos de las mujeres.


Además…

Piensa en Beauty para padres ¡y Pepes!
¿Sufres tecnoestrés? Resuélvelo haciendo la “desconexión cosmética”
Lip Oil: no hay nada mejor para tus labios

|

Comentarios