mujerHoy

Total Beauty

El blog de Ana Parrilla

Pelo rizado, aprende a domarlo

Solo las mujeres con el pelo rizado saben que domarlo no es fácil y conocen bien la lucha diaria para llevarlo con buen aspecto, una misión imposible si está por medio la humedad. Por regla general, la mayoría de ellas son esclavas del estiramiento diario con la plancha alisadora, con lo que este procedimiento compromete al cabello. Pues bien, la idea es convencerlas de que dejen a un lado esta herramienta de styling (o al menos que espacien su uso) y empiecen a disfrutar de sus rizos. Si te encuentras entre ellas, lo vas a conseguir gracias a la nueva ola de productos que hacen que puedas salir todos los días presumiendo de tu cabellera ondulada. Pero para triunfar tienes que ser consciente de que hay que ser disciplinada y constante. El equipo de estilistas de Revlon Profesional se afirma en decir que el pelo rizado es temido, por sus características: “suele ser seco y quebradizo, presentando un aspecto apagado y sin vida. Su tendencia a absorber la humedad provoca que los rizos se descontrolen y que aparezca el encrespamiento”. Otro enorme problema que desarrolla este tipo de cabello es que su desorden provoca nudos que necesitan un tratamiento que les facilite “una pista de deslizamiento”. Según Juan Carlos Fano, director del madrileño salón Fano Peluqueros, “esto es muy importante, porque cuanto más fácil sea moverse por el pelo, menos posibilidades hay de que las fibras se rompan, sobre todo en las puntas, lo que impide que la onda o el rizo quede perfecto”. Hay que considerar que el pelo rizado, también puede llevar tintes de algún tipo, lo que aún reseca más el cabello.

Lucir la melena ensortijada con unos buenos rizos definidos y elásticos, es cuestión de aportarle al cabello mucha nutrición y productos de peinado que ayuden a mantenerlos en forma.

Sin embargo, lo que puede contemplarse como negativo, es lo que, realmente ‘le ha puesto la pila’ a las marcas expertas en cabello para presentar todo tipo de tratamientos para antes, durante y el después. Principalmente, en cuanto a su cuidado, el cabello rizado necesita tratamientos específicos que le proporcionen mucha nutrición, sobre todo de medio a puntas. Su naturaleza evita que los aceites naturales del cuero cabelludo fluyan a lo largo del cabello, lo que provoca que las puntas queden secas y el cuero cabelludo graso. Es importante escoger fórmulas que contengan lípidos naturales que protejan cada hebra de cabello con una fina película para conservar su forma. También has de utilizar productos de acabado que le den resistencia, elasticidad y brillo a los rizos, sin resecarlos demasiado o dejarlos con un aspecto pegajoso. Por cierto, una de las mejores estrategias para respetar los rizos, consiste en echar la cabeza en una almohada de raso, tejido que minimiza la fricción del pelo, evitando su rotura.

Y con todo esto en mente, pensando en la proximidad de los meses lluviosos y fríos, hemos seleccionado para ti 15 productos para que consigas un cabello espectacular con unos rizos flexibles y definidos ¡todos los días!

resizer

|

Comentarios